¿Cómo prevenir la deforestación?

Publicado en por Yamila Papa

La deforestación se produce por la tala indiscriminada, la contaminación y el uso indebido de los recursos naturales. En este artículo, algunas acciones cotidianas para evitarla.

Deforestación: definición, causas, consecuencias y prevención

La deforestación sucede por los actos humanos, destruyendo la superficie forestal (selvas, bosques, etcétera).

Principalmente es debido a las quemas o talas insdiscriminadas por parte de las industrias (mayormente maderera).

Por otra parte, la industria ganadera y la agricultura precisan grandes extensiones de tierras para desarrollarse, deforestando el suelo.

Si se talan árboles y no se vuelven a plantar, se pierde la biodiversidad del suelo, se erosionan capas del terreno y se fija el llamado carbono atmosférico (CO2).

Además, las especies animales y vegetales que se desarrollan en ese hábitat pierden su ecosistema.

Por ejemplo, los pájaros no tienen donde armar sus nidos, cambia la temperatura para los reptiles y los mamíferos hervíboros no cuentan con vegetación para alimentarse.

Prevenir antes que curar

Los ciudadanos "comunes" deben realizar un uso correcto de los elementos creados con árboles.

Por ejemplo, escribir en ambas caras de una hoja de papel, reciclar las que ya no sirven y reutilizar cartones.

Por otra parte, existen mueblerías que hacen un uso responsable de la madera. Estas poseen una certificación internacional llamada FSC (Forest Stewardship Council).

Este certificado demuestra que las empresas cumplen con la siembra de árboles en relación a los que talan.

Es decir, que si una maderera consume por ejemplo, 10 mil árboles para crear sus productos, debe plantar la misma cantidad para que no ocurra un "saldo negativo". Se puede conocer más sobre esta certificación en Fsc.org

Son muchos los beneficios de los bosques. Para destacar sólo algunos: niveles altos de oxigenación, menos sequías, inundaciones e incendios y perservación de especies animales y vegetales.

Está en manos de todos cuidar al planeta y especialmente los árboles que tantos beneficios nos brindan. Con algunas acciones cotidianas y simples podemos aportar nuestro granito de arena a esta causa que nos alcanza a todos, sin importar nacionalidad, religión ni ideología.

Sólo reutilizando hojas, no imprimiendo si no es necesario o hacer papel reciclado, se está ayudando a prevenir la deforestación.

Deforestación

Etiquetado en Ecología

Comentar este post